sábado, 19 de diciembre de 2009

En un momento, envejecieron





Padres héroes y madres heroínas del hogar.
Pasamos buena parte de nuestra existencia cultivando estos estereotipos.
Hasta que un día el padre héroe comienza a pensar todo el tiempo, protesta bajito y habla de cosas que no tienen ni pie ni cabeza.
La heroína del hogar comienza a tener dificultades en terminar las frases y empieza a enojarse con la empleada.
Que hicieron papa y mama para envejecer de un momento a otro?
Envejecieron...
Nuestros padres envejecieron.
Nadie nos había preparado para esto.
Un bello día ellos pierden la compostura, se vuelven mas vulnerables y adquieren unas manías bobas.
Están cansados de cuidar de los otros y de servir de ejemplo: ahora llego el momento de ellos de ser cuidados y mimados por nosotros.
Tienen muchos kilómetros andados y saben todo, y lo que no saben lo inventan.
No hacen mas planes a largo plazo, ahora se dedican a pequeñas aventuras, como comer a escondidas todo lo que el médico le prohibió.
Tienen manchas en la piel.
De repente están tristes.
Más no están caducos:
Caducos están los hijos, que rechazan aceptar el ciclo de la vida.
Es complicado aceptar que nuestros héroes y heroínas ya no están con el control de la situación.
Están frágiles y un poco olvidadizos, tienen este derecho, pero seguimos exigiendo de ellos la energía de una usina.
No admitimos sus flaquezas, su tristeza.
Nos sentimos irritados y algunos llegamos a gritarles si se equivocan con el celular u otro electrónico, encima no tenemos paciencia para oír por milésima vez la misma historia que cuentan como si terminaran de haberla vivido.
En vez de aceptar con serenidad el hecho de que adoptan un ritmo más lento con el pasar de los años, simplemente nos irritamos por haber traicionado nuestra confianza, la confianza de que serian indestructibles como los súper-héroes.
Provocamos discusiones inútiles y nos enojamos con nuestra insistencia para que todo siga como siempre fue.
Nuestra intolerancia solo puede ser miedo.
Miedo de perderlos, y miedo de perdernos, miedo de también dejar de ser lúcidos y joviales.
Con nuestros enojos, solo provocamos más tristeza a aquellos que un día solo procuraron darnos alegrías.
Por que no conseguimos ser un poco de lo que ellos fueron para nosotros? Cuantas veces estos héroes y heroínas estuvieron noches enteras junto a nosotros, medicando, cuidando y controlando la fiebre!!
Nos enojamos cuando ellos se olvidan de tomar sus remedios, y al pelear con ellos, los dejamos llorando, tal cual criaturas que fuimos un día.
El tiempo nos enseña a sacar provecho de cada etapa de la vida, pero es difícil aceptar las etapas de los otros...
Mas cuando los otros fueron nuestros pilares, aquellos para los cuales siempre podíamos volver y sabíamos que estarían con sus brazos abiertos, y que ahora están dando señales de que un día irán a partir sin nosotros.
Hagamos por ellos hoy lo mejor, lo máximo que podemos, para que mañana cuando ellos ya no estén mas... podamos recordarlos con cariño, de sus sonrisas de alegría y no de las lagrimas de tristeza que ellos hayan derramado por causa nuestra.
Al final, nuestros héroes de ayer... serán nuestros héroes eternamente ...
GRACIAS!!!

7 comentarios:

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

Gracias a ellos estamos.

Juan Carlos Lozano dijo...

Mi papá solia contar un cuento que había escuchado allá en su Galicia natal, respecto al amor de las cigueñas, que cuando se vuelven viejas son sus hijos, quienes las cuidan...

Sin embargo, yo he aprendido, que eso es solamente un hermoso cuento respecto a como debiera ser un mundo ideal. En el mundo real, la gente sigue más la moda del olvido.

Se olvidan de cuanto los amaron, de lo que hicieron por ellos, de los sacrificios y penurias pasados para que ellos tengan vida, y por cierto una buena vida. Y, por cierto, esto no se aplica solo a padres o abuelos, sino tambien a hermanos, amigos, pareja, maestros y otras personas que en algún momento definido han sido seres significativos en nuestras vidas.

Tal parece que vivimos una era de desamor, y de indiferencia. Donde ser desconsiderados, descorteses, desagradecidos, y por sobre todo muy, pero muy olvidadizos, es lo más común. Lo que nunca se comprende es el dolor en el alma que causan estas actitudes, cuya moda es hoy, y su arrepentimiento mañana. Cuando los que amamos ya no estén y no podamos establecer ningún tipo de relacion con ellos.

Esta navidad rezaré, para que vuelva la cordura,y el amor a los endurecidos corazones de las personas.

Deseo tambien para ustedes muchas felicidades y compartan estas fiestas con nosotros los catolicos, porque todos somos una misma familia, hijos de uno solo y unico Dios.

Un abrazo grande y mi cariño de siempre.

juank.

Manuel de la Rosa -tuccitano- dijo...

Si no es por ellos...¿que hubiese sido de nosotros?.. los míos siguen ahí...y espero que por mucho tiempo...

Selma dijo...

Mi hermosa y cariñosa Silvi,
No podía dejar acabar el año sin venir a desearte todo lo mejor para estos dias y que el 2010 que se avecina sea lo más feliz posible, te lo deseo de todo corazón, a tí y a los tuyos, mucha salud...

Besos muy cariñosos.
Gracias por ser y estar, por tu cariño, muchas gracias. TQM!

PD:.Es también mi despedida Bloggera, pero sabes donde me tienes y eso para siempre, mi Silvi..

Cornelivs dijo...

Besos, amiga.

RAFAEL LIZARAZO dijo...

Hola, Silvia:

Y pensar que nosotros también vamos por el mismo camino, tal como seamos con nuestros padres serán nuestros hijos con nosotros. La vida es un espejo que todo lo refleja.


¡Felices fiestas!

"En esta navidad
pido al Dios de los cielos,
que todos tus anhelos...
se vuelvan realidad"

Saludos navideños también para los tuyos.

Abrazos.

La Gata Coqueta dijo...

Esta visita es igual que las demás pero a la vez diferente por encontrarnos en estas fechas tan emotivas. Es época de alegrías y emoción sobre todo para los niños.

Días de unión con familiares y amigos y aunque se notan las ausencias, la felicidad de encontrarse lo convierte todo en especial. Sueños que se han hecho realidad o que aún esperan ser los próximos creando ilusión...

Me despido con un abrazo ¿será el último de este año?
¿Quién lo sabe?
Pero seguro que un beso o un saludo no lo serán, lo dejamos pendiente...

Una flor de Pascua te regalo y cuando la mires me recordarás, al igual que yo cuando esté haciendo el primer brindis de Nochebuena estarás en mi corazón!!.

¡¡Felices fiestas!!

María del Carmen

PD/ La Poinsettia está en: http://lagatacoqueta.blogspot.com/

VIDEO

El video es un regalo para todos uds.
El que guste se lo puede llevar ... mas
arriba esta el enlace con Youtube.
Que tambien tiene autorizacion para
hacerlo conocer al mundo. Gracias a
todos. Silvi.

La tierra

Niño indio, si estás cansado, tú te acuestas sobre la Tierra, y lo mismo si estás alegre, hijo mío, juega con ella... Se oyen cosas maravillosas al tambor indio de la Tierra: se oye el fuego que sube y baja buscando el cielo, y no sosiega. Rueda y rueda, se oyen los ríos en cascadas que no se cuentan. Se oyen mugir los animales; se oye el hacha comer la selva. Se oyen sonar telares indios. Se oyen trillas, se oyen fiestas. Donde el indio lo está llamando, el tambor indio le contesta, y tañe cerca y tañe lejos, como el que huye y que regresa... Todo lo toma, todo lo carga el lomo santo de la Tierra: lo que camina, lo que duerme, lo que retoza y lo que pena; y lleva vivos y lleva muertos el tambor indio de la Tierra. Cuando muera, no llores, hijo: pecho a pecho ponte con ella, y si sujetas los alientos como que todo o nada fueras, tú escucharás subir su brazo que me tenía y que me entrega, y la madre que estaba rota tú la verás volver entera. Gabriela Mistral

LA HORA DEL MUNDO

MI RED DE ALMAS AMIGAS

Mi Familia

Mi Familia

whos.amung.us - visitor maps

PREMIOS RECIBIDOS


SOBREVIVIENDO