miércoles, 1 de octubre de 2008

EL SHOFAR

El Shofar sirve de heraldo al año nuevo y de toque de clarín para las conciencias judías.

Las invita a recapacitar sobre el año ido y a implorar el perdón de D-os

por las faltas cometidas.

Ningún otro instrumento, por grave o atronador que sonara su voz,

lograría llegar al corazón y al espíritu del judío con la misma efectividad

con que llega a ellos el toque ronco del Shofar.

Sonido peculiar, estridente, falto de armonía, un cuerno de carnero, que tiene la virtud de sobrecoger a los oyentes, llenándolos de una emoción particular.


"El primer día del mes séptimo debe ser día sagrado, y en él se sonarán las trompetas".

(Levítico 23. 24).


"Y el séptimo mes, al primero del mes tendréis santa convocación: ninguna obra servil haréis; os será día de sonar las trompetas".

(Números 23.1).

GMAR JATIMA TOVA… ¡!!

QUE SEAN INSCRIPTOS Y SELLADOS

EN EL LIBRO DE LA VIDA .... Silvia Zak.

A Reir ... Madre Judia y la Comida ... ¡!!




Madre judía: imposible de ser explicada en forma racional.
Para comprenderla hay que padecerla. … ¿??
Traduccion Casera de Algunas palabras y comidas ...
Oi vei: oi vei. … O´D´os mío'
Jalá Agulá: pan en forma redonda que se come en año nuevo.
Guefilte Fish: pescado relleno que no se rellena pero es relleno, no pregunten detalles, solo coman… discutir… no les permite deglutir , nos corta la digestión … y jamás las dejaremos contentas…
Varenikes: ravioles rellenos de papa con cebollita frita.
Knishes: empanadas o bollitos rellenos de papa con cebollita frita. Como verán, casi todo acá se trata
de papa con cebollita frita.

Ser una madre judía es comprender, con el nacimiento de un segundo hijo,

cuán imposible, cuán inhumano sería encontrarse en la situación de tener
que escoger entre sus dos hijos.

Ser una madre judía es mirar a tus hijos y preguntarse si ellos son lo

suficientemente adultos como para cuidar de sí mismos sin ti.

Ser una madre judía es ver a tus hijos y preguntarte a ti mismo si la elección

correcta será mantenerlos contigo o decirles que salten del tren.

Ser hijos de madre judía… es aprender a reírnos de nosotros mismos…
aunque a ellas no les guste ni medio…. ¡!!

La RISA ... es salud ... Les dejo un Beso ... GMAR JATIMA TOVA … ¡!!
Silvia Zak.

domingo, 28 de septiembre de 2008

Shaná Tová uMetuká ...¡!! (Un Feliz y Dulce Año)

Mañana… como les conté el año anterior… la salida de la primera estrella nos estará indicando, el inicio de un nuevo año… 5769.
Rosh Hashaná significa “Cabeza de año”; “la introspección”…” el examen de conciencia”… “Juicio Divino”… “Aniversario de la creación”….
Con Rosh Hashaná comienza un proceso de revisión de lo hecho en el año y que finaliza con el Día del Perdón… la tradición señala que ese día Dios juzga a los hombres abriendo tres libros: uno, donde figuran los malos (quienes son inscriptos para la muerte); otro, que incluye a los buenos (inscriptos para la vida); y otro, para quienes serán juzgados en el Iom Kippur…. La tradición señala que D-os perdona a todos quienes se arrepienten de aquellos pecados que hacen a la relación del hombre con D-os, pero no disculpa los pecados cometidos por la persona en contra de su prójimo:
Deben ser perdonados por el damnificado.
Muchos me preguntan como lo festejamos… voy hablar por mi… (Sefardíes). … Cocino en la mañana… luego preparo la mesa… vamos en familia al templo… escuchamos el sonido shofar… llama a la Oración, la Meditación y el Arrepentimiento. … Este sonido de cuerno de carnero anuncia la llegada del Nuevo Año…. En nuestra mesa jamás falta, la manzana con miel para comenzar un año dulce lleno de dicha…. compartimos un pan redondo que simboliza el ciclo de la vida. Una copa de vino dulce…es bebida, de a sorbos por toda la flia.
Shaná Tová uMetuká (Un Feliz y Dulce Año)

Que seamos todos inscriptos y sellados para bien, en los libros de la vida y el sustento, tanto material como espiritual.

Silvia ZAK y Flia.

"No hay que ser agricultor para saber que una buena cosecha requiere de buena semilla, buen abono y riego constante. También es obvio que quien cultiva la tierra no se impacienta frente a la semilla sembrada, halándola con el riesgo de echarla a perder, gritándole con todas sus fuerzas:


¡Crece, por favor!
Durante los primeros meses no sucede nada apreciable. En realidad, no pasa nada con la semilla durante los primeros siete años, a tal punto que, un cultivador inexperto estaría convencido de haber comprado semillas infértiles.
Sin embargo, durante el séptimo año, en un período de sólo seis semanas


la planta de bambú crece ¡mas de 30 metros! ¿Tardó sólo seis semanas crecer?


No, la verdad es que se tomó siete años y seis semanas en desarrollarse.
Durante los primeros siete años de aparente inactividad, este bambú estaba generando un complejo sistema de raíces que le permitirían sostener el crecimiento, que iba a tener después de siete años.
Sin embargo, en la vida cotidiana, muchas veces queremos encontrar soluciones rápidas y triunfos apresurados, sin entender que el éxito es simplemente resultado

del crecimiento interno y que éste requiere tiempo.
De igual manera, es necesario entender que en muchas ocasiones estaremos

frente a situaciones en las que creemos que nada está sucediendo.
Y esto puede ser extremadamente frustrante.

En esos momentos (que todos tenemos),

recordar el ciclo de maduración del bambú japonés y aceptar que “en tanto no bajemos los brazos” ni abandonemos por no “ver” el resultado que esperamos,

sí está sucediendo algo, dentro nuestro… Estamos creciendo, madurando.
Quienes no se dan por vencidos, van gradual e imperceptiblemente creando los hábitos y el temple que les permitirá sostener el éxito cuando éste al fin se materialice.
Si no consigues lo que anhelas, no desesperes… quizá sólo estés echando raíces…

Shaná Tová ... ¡!! सिल्विअज़क / Silvia Zak.

VIDEO

El video es un regalo para todos uds.
El que guste se lo puede llevar ... mas
arriba esta el enlace con Youtube.
Que tambien tiene autorizacion para
hacerlo conocer al mundo. Gracias a
todos. Silvi.

La tierra

Niño indio, si estás cansado, tú te acuestas sobre la Tierra, y lo mismo si estás alegre, hijo mío, juega con ella... Se oyen cosas maravillosas al tambor indio de la Tierra: se oye el fuego que sube y baja buscando el cielo, y no sosiega. Rueda y rueda, se oyen los ríos en cascadas que no se cuentan. Se oyen mugir los animales; se oye el hacha comer la selva. Se oyen sonar telares indios. Se oyen trillas, se oyen fiestas. Donde el indio lo está llamando, el tambor indio le contesta, y tañe cerca y tañe lejos, como el que huye y que regresa... Todo lo toma, todo lo carga el lomo santo de la Tierra: lo que camina, lo que duerme, lo que retoza y lo que pena; y lleva vivos y lleva muertos el tambor indio de la Tierra. Cuando muera, no llores, hijo: pecho a pecho ponte con ella, y si sujetas los alientos como que todo o nada fueras, tú escucharás subir su brazo que me tenía y que me entrega, y la madre que estaba rota tú la verás volver entera. Gabriela Mistral

LA HORA DEL MUNDO

MI RED DE ALMAS AMIGAS

Mi Familia

Mi Familia

whos.amung.us - visitor maps

PREMIOS RECIBIDOS


SOBREVIVIENDO