martes, 20 de noviembre de 2007

EL AMOR... Y SU JUSTA DISTANCIA ... ¡!!

El amor es la más grande de las aventuras humanas.
También es un entrenamiento.
El entrenamiento para encontrar la distancia justa entre dos personas.
Los miembros de una pareja experimentan,
desde el primer momento que se ven,
una búsqueda permanente y dificultosa por encontrar la distancia justa.
La atracción y el rechazo viajan juntos desde el comienzo.
La búsqueda de la distancia justa es fuente de placer y sufrimiento.
¿Por qué? Porque existen en todos nosotros dos necesidades opuestas y simultáneas:
la necesidad de ser uno mismo y la necesidad de estar junto a otro.
Queremos ser nosotros mismos porque queremos definirnos
y desarrollarnos como individuos, ser diferentes, únicos.
Queremos estar junto al otro porque necesitamos pertenecer,
sentirnos seguros en un conjunto más grande que nuestro yo,
ser parte de una sociedad que nos defina y nos contenga.
Al entablar una relación con otra persona empiezan los desafíos y peligros.
Si nos mantenemos muy lejos, corremos el riesgo de quedarnos solos,
de ser discriminados por intentar ser diferentes,
de permanecer aislados.
Si, por el contrario, nos acercamos tanto que nos fundimos con el otro,
dejando de lado nuestras características propias,
corremos el riesgo de perder la identidad,
extraviar nuestras creencias y valores,
confundirnos tanto con el otro que ya no sabemos
donde uno empieza y donde termina.
El amor es también un entrenamiento,
lo es porque solo se puede encontrar la distancia justa dentro
del vínculo amoroso, nunca fuera de él.
La distancia justa se encuentra cuando los dos miembros de la pareja
tienen espacio para crecer como individuos,
desarrollarse y crecer en su modo único de ser, y al mismo
tiempo quieren ser parte de una pareja.
La distancia justa no es un estado permanente.
Se lo alcanza y se lo pierde muchas veces.
Una pareja no se destruye cuando pierde la distancia justa,
sino que, con humildad y amor, reinicia su búsqueda.

No hay comentarios:

VIDEO

El video es un regalo para todos uds.
El que guste se lo puede llevar ... mas
arriba esta el enlace con Youtube.
Que tambien tiene autorizacion para
hacerlo conocer al mundo. Gracias a
todos. Silvi.

La tierra

Niño indio, si estás cansado, tú te acuestas sobre la Tierra, y lo mismo si estás alegre, hijo mío, juega con ella... Se oyen cosas maravillosas al tambor indio de la Tierra: se oye el fuego que sube y baja buscando el cielo, y no sosiega. Rueda y rueda, se oyen los ríos en cascadas que no se cuentan. Se oyen mugir los animales; se oye el hacha comer la selva. Se oyen sonar telares indios. Se oyen trillas, se oyen fiestas. Donde el indio lo está llamando, el tambor indio le contesta, y tañe cerca y tañe lejos, como el que huye y que regresa... Todo lo toma, todo lo carga el lomo santo de la Tierra: lo que camina, lo que duerme, lo que retoza y lo que pena; y lleva vivos y lleva muertos el tambor indio de la Tierra. Cuando muera, no llores, hijo: pecho a pecho ponte con ella, y si sujetas los alientos como que todo o nada fueras, tú escucharás subir su brazo que me tenía y que me entrega, y la madre que estaba rota tú la verás volver entera. Gabriela Mistral

LA HORA DEL MUNDO

MI RED DE ALMAS AMIGAS

Mi Familia

Mi Familia

whos.amung.us - visitor maps

PREMIOS RECIBIDOS


SOBREVIVIENDO