lunes, 4 de febrero de 2008

La copa de la vida


http://www.youtube.com/watch?v=0p39cgTFRp0

La vida es una copa plena de felicidad, pero nunca se te da llena.

Te dan un sorbito de vez en cuando, un sorbito que tienes que ir llenando, gota a gota, todos los días, para sobrevivir.

No te la pases gimiendo tus desgracias, pronosticando tragedias imaginarias o asustadas por males que probablemente nunca lleguen.

Nacemos para luchar por la felicidad... para crearla, para construirla a pesar de tristezas, desencantos, errores, malas jugadas e irremediables imprevistos.

La felicidad no se encuentra en bienes y placeres.

Se actúa bien y ella sola se va presentando.

La felicidad no es estar añorando todo lo que nos falta, sino acoplarnos a todo:
lo que tenemos y lo que no tenemos.

No vendas tu felicidad

¡Regálala!

No busques fórmulas sencillas ni baratas para tenerla.

Ingredientes de la felicidad:

Compartir lo que tienes.

Amar sin exigencias.

Perdonar sin cicatrices.

Aceptar sin perfecciones.

Agradecer lo que te dan.

Y no rendirte ¡nunca!

Todo tiene que ir armonizando.

Del panal, un poquito de miel.

Del mar, un poquito de sal.

De la vida, un toque de optimismo.

De la imaginación, sueños.

Del dolor, raíces fuertes.

Y de la fe, solidez de ¡roca!

No somos felices, porque no sabemos cómo llenar nuestra copa, porque no damos a la vida todo lo que podemos darle y esperamos, a veces ingenuamente, que la vida nos regale... pero sin pagar el precio.

No olvidemos que la mejor manera de ser feliz es ocuparse de que otros lo sean, de servir.

Demos mucho de nosotros y la felicidad llegará sola.


¡Llenemos nuestra copa! y maravillémonos siendo

¡FELICES!

No hay comentarios:

VIDEO

El video es un regalo para todos uds.
El que guste se lo puede llevar ... mas
arriba esta el enlace con Youtube.
Que tambien tiene autorizacion para
hacerlo conocer al mundo. Gracias a
todos. Silvi.

La tierra

Niño indio, si estás cansado, tú te acuestas sobre la Tierra, y lo mismo si estás alegre, hijo mío, juega con ella... Se oyen cosas maravillosas al tambor indio de la Tierra: se oye el fuego que sube y baja buscando el cielo, y no sosiega. Rueda y rueda, se oyen los ríos en cascadas que no se cuentan. Se oyen mugir los animales; se oye el hacha comer la selva. Se oyen sonar telares indios. Se oyen trillas, se oyen fiestas. Donde el indio lo está llamando, el tambor indio le contesta, y tañe cerca y tañe lejos, como el que huye y que regresa... Todo lo toma, todo lo carga el lomo santo de la Tierra: lo que camina, lo que duerme, lo que retoza y lo que pena; y lleva vivos y lleva muertos el tambor indio de la Tierra. Cuando muera, no llores, hijo: pecho a pecho ponte con ella, y si sujetas los alientos como que todo o nada fueras, tú escucharás subir su brazo que me tenía y que me entrega, y la madre que estaba rota tú la verás volver entera. Gabriela Mistral

LA HORA DEL MUNDO

MI RED DE ALMAS AMIGAS

Mi Familia

Mi Familia

whos.amung.us - visitor maps

PREMIOS RECIBIDOS


SOBREVIVIENDO